Novedades

Diferencias entre citologia y biopsia endometrial



julio 1, 2022

Enfoque de la biopsia endometrial

Mokbel, A. (2020). Endometrial Flushing Versus Endometrial Brush Cytology in High Risk Women for endometrial carcinoma. Al-Azhar International Medical Journal, 1(1), 137-142. doi: 10.21608/aimj.2020.68889Abdullah Mohammad Mokbel. «Endometrial Flushing Versus Endometrial Brush Cytology in High Risk Women for endometrial carcinoma». Al-Azhar International Medical Journal, 1, 1, 2020, 137-142. doi: 10.21608/aimj.2020.68889Mokbel, A. (2020). Endometrial Flushing Versus Endometrial Brush Cytology in High Risk Women for endometrial carcinoma’, Al-Azhar International Medical Journal, 1(1), pp. 137-142. doi: 10.21608/aimj.2020.68889Mokbel, A. Endometrial Flushing Versus Endometrial Brush Cytology in High Risk Women for endometrial carcinoma. Al-Azhar International Medical Journal, 2020; 1(1): 137-142. doi: 10.21608/aimj.2020.68889

El objetivo principal de la evaluación diagnóstica de las mujeres posmenopáusicas que presentan una hemorragia uterina anormal es detectar o descartar el cáncer de endometrio. Aproximadamente el 90% de las mujeres con carcinoma endometrial refieren sangrado vaginal como su única queja, por lo que este síntoma siempre debe ser investigado cuidadosamente. Sin embargo, sólo el 10-15% de las mujeres con hemorragia posmenopáusica tienen carcinoma de endometrio 1.

Citología endometrial

Desgraciadamente, la incidencia está aumentando con el incremento de la esperanza de vida. Este aumento se ha asociado a la obesidad y a la inactividad física (1). El CE se diagnosticó a una edad media de 63 años, y el 90% de las pacientes son mayores de 50 años. El diagnóstico de CE se estableció antes de la menopausia sólo en el 20% de las pacientes (2,11).

La hemorragia posmenopáusica es la queja más común de las pacientes con CE (1,2,13). Sin embargo, este sangrado facilita la realización de un diagnóstico adecuado (1). Si la paciente posmenopáusica experimenta una hemorragia, la probabilidad de CE es del 5-10%, mientras que las posibilidades aumentan con la edad y los factores de riesgo (1). El CE se diagnostica en una fase temprana en casi el 75% de las mujeres posmenopáusicas, lo que supone una base para el éxito del tratamiento (2). Todas las mujeres posmenopáusicas con sangrado vaginal, especialmente asociado a los factores de riesgo de CE mencionados anteriormente, deben someterse a una evaluación endometrial diagnóstica adicional (1,2). Se supone que la evaluación se realiza primero mediante ecografía y luego mediante biopsia endometrial (2). La toma de muestras de tejido endometrial ha sido el examen clave para el diagnóstico del CE y contribuye al tratamiento de las pacientes (14). La literatura publicada muestra que, a pesar de la mayor tasa de enfermedades acompañantes, las pacientes de edad avanzada también pueden beneficiarse del tratamiento estándar para controlar sus cánceres ginecológicos (11,15).

Esquemas patológicos de la citología de la endometriosis

ResumenLas hemorragias posmenopáusicas desencadenan una investigación urgente mediante pruebas invasivas secuenciales que son evitables para el 90-95% de las mujeres que no tienen cáncer de endometrio. Una herramienta sencilla y no invasiva que identifique con precisión el cáncer y tranquilice con seguridad a las mujeres sanas podría transformar la atención a las pacientes. Aquí informamos, en un estudio transversal de precisión diagnóstica de 103 mujeres con cáncer conocido y 113 con sangrado posmenopáusico inexplicado, que la citología de orina y vaginal tiene una sensibilidad combinada del 91,7% (IC del 95%: 85,0%, 96,1%) y una especificidad del 88,8% (81,2%, 94,1%) para la detección del cáncer ginecológico. La citología identifica 91 cánceres de endometrio, dos de trompa de Falopio y uno de cuello uterino de los 103 casos de cáncer conocidos. En las mujeres con hemorragias posmenopáusicas inexplicadas, la citología identifica los cuatro cánceres de endometrio y otros tres (de cuello de útero, de ovario y de vejiga), lo que supone una tasa de falsos positivos de 12/107 (11,2%). Demostramos la prueba de principio de que el cáncer de endometrio puede detectarse en la orina y el flujo vaginal. La validación prospectiva de estos resultados apoyará la incorporación de esta prueba no invasiva a la práctica clínica.

Diferencias entre citologia y biopsia endometrial online

Evaluar la eficacia de la citología vaginal para diagnosticar el tipo de hemorragia uterina disfuncional correlacionándola con la histopatología endometrial por pipetas. Al comparar el muestreo endometrial y la citología vaginal en la hemorragia disfuncional, no hay diferencias estadísticamente significativas entre el muestreo endometrial y la citología vaginal con el índice de maduración en el tipo de hemorragia disfuncional, lo que se confirmó mediante la prueba de chi cuadrado. Sin embargo, el muestreo endometrial es siempre superior a la citología vaginal, ya que ayuda a conocer la histología detallada del endometrio, especialmente las hiperplasias, atipias y cualquier condición premaligna, especialmente en el grupo de edad perimenopáusica. Por lo tanto, la citología vaginal no puede sustituir a la biopsia endometrial.

You Might Also Like